Nicole

El 17 cumplió 5 meses de vida mi hermosa bebé y con esto vino la etapa de empezarle a dar de comer… no tan simple como se oye, cuando la Dra me explicó cómo debía de hacerlo sentí que me hablaban en chino y que no iba a poder pero es impresionante cómo funcionamos las madres 😀 primero le arreglé la panza con compota de ciruela, que es casi imposible de encontrar en el super, así que no me quedó más que hacerla yo misma (por suerte la Dra también me había explicado cómo hacerla) luego que pudo hacer del dos sin ningun problema, le dí el cereal de arroz pero entonces no sabía si dárselo en la pacha o en platito (eso no me había dicho la Dra.) así que lo consulté con Cynthia (mi cuñada) y ufff me sentí aliviada luego de leer sus consejos entonces lo que hago es darle el cereal como papilla en la mañana, a medio día le doy ciruela y en la noche se lo doy en pacha para que no gaste muchas calorías porque ella necesita todo lo que pueda del cereal y la leche para seguir engordando y creciendo. Poco a poco le iré haciendo la papilla más espesa y aumentandole la cantidad también según ella lo requiera.

Además de los nuevos cambios en la alimentación, tuve que llevarla a hacerle un exámen espantoso para ella y para mí. Necesitabamos saber que tan grave era el reflujo que padece entonces la tuve que llevar a que le hicieran un video con rayos X para ver cómo estaba y la pobre lloró sin parar porque la tenian que desnudar y darle a beber una solución que le pintaba todo el camino por donde pasaba el líquido…total es que fue una mañana super agotadora para ambas además de que me arrepentí de haber ido solita porque ella solo queria que la abrazara y no podía moverme con ella y el carruaje por todo el estacionamiento así que al final pagué más parqueo pero valió la pena porque logré tranquilizarla, darle de comer y se durmió y por fin nos pudimos ir de ese lugar.

Aparte de ese terrible suceso en nuestras vidas (jajaj que trágica) estamos muy bien Nicole es bien lista y siempre tiene una sonrisa para todos, en la capilla les encanta hablarle porque siempre se sonrie. Me ayudó mucho leer un blog que Cynthia me compartió porque no entendía por qué Nicole detesta tanto estar boca abajo pero es normal en los prematuros así que he estado trabajando más con eso y veremos que tal le va con ese ejercicio. Ahora ya me identifica muy bien y también le gusta participar en nuestras conversaciones, por ejemplo, ayer estabamos contando algo chistoso y ella empezó a reirse también sólo por ver que todos nos reiamos. Aaaa también la llevé con la Oftalmóloga y ya no tiene la retina inmadura y quedó completamente descartada la retinopatía (que tienden a sufrir los bebés por la exposición al oxígeno en las incubadoras) lo único en lo que estamos trabajando es en sus lagrimales que los tiene un poco obstruídos pero que con masajes diarios lograremos destapar.

Deja un comentario